©2019 Uplift · Built with love by Swift Ideas using WordPress.

Team Building para empresas: cuando el todo es más que la suma de las partes

Team Building para empresas: cuando el todo es más que la suma de las partes
La Cucanya
Team Building para empresas

Team Building: cuando el todo es más que la suma de las partes

A pesar de que el Team Building (Creación de equipos) empezó a gestarse de la mano del psicólogo social británico William McDougal en la década de 1920 con el fin de conseguir un trabajo armónico, lo cierto es que esta iniciativa no despegó realmente hasta la aplicación de los estudios de Hawthorne en Estados Unidos (1927-1932). ¿El motivo? Como el mundo capitalista estaba en plena ebullición era fundamental estudiar y fomentar la relación entre la productividad y las condiciones de trabajo.

“Reunirse en equipo es el principio. Mantenerse en equipo es el progreso. Trabajar en equipo asegura el éxito”

El profesor Elton Mayo realizó una serie de pruebas con varios obreros en la fábrica de Western Electric Hawthorne (Chicago) donde pudo comprobar que el rendimiento de los obreros dependía de varios factores ajenos a él como la actitud de sus compañeros, las demandas sociales internas y externas, el sentimiento de pertenencia de la empresa, el reconocimiento, entre otros. Uno de los aspectos más relevantes de las conclusiones del denominado ‘efecto Hawthorne’ fue que los empleados apreciaban más los factores motivacionales y de felicidad que los puramente económicos. En definitiva, sentirse confortable en el lugar de trabajo.

Para lograrlo, en la actualidad se pueden realizar un sinfín de actividades y dinámicas, normalmente al aire libre, que fomentan un clima laboral adecuado con una comunicación asertiva. Hay un sinfín de ideas para motivar a los empleados, entre ellas, carreras de quads o karts; gincanas en la ciudad; crear un club de lectura sobre temas concretos para fomentar la cohesión; paintball táctico; descifrar enigmas con diversos juegos como el juego del Cluedo del terror, etc.

10 razones para realizar actividades fuera de la empresa, Team Building para empresas

Como dijo Henry Ford: “Reunirse en equipo es el principio. Mantenerse en equipo es el progreso. Trabajar en equipo asegura el éxito”. Por tanto, para que los ideales del fundador de la empresa de coches Ford se lleven a cabo, las ventajas principales del team building son las siguientes:

1.- Mejorar la motivación de los empleados: el hecho de realizar las actividades al aire libre, alejados de la empresa y normalmente fuera del horario del trabajo conlleva el olvido de la rutina, ayuda a lidiar con la presión y elimina factores clave que provocan un estrés innecesario. La desconexión de todo lo que conlleve la palabra trabajo es fundamental.

2.- Incentivar la confianza: participar en las pruebas conlleva una interacción social con el resto del el equipo, lo que obliga a producir un diálogo en el que salen a flote ciertos temas que ayudan a reforzar la autoestima y la confianza en el resto de la gente que conforma el entorno.

3.- Acentuar la pertenencia a la empresa: cada persona tiene un rol concreto para desarrollar determinados retos que están vinculados a los roles de los demás. Está unión provoca una identificación con el equipo y, por ende, con la organización.

4.- Potenciar el trabajo en equipo: se consigue una mayor colaboración y compenetración con el resto de compañeros de trabajo ya que todos comparten unos mismos ideales con el fin de conseguir una meta. La sensación de ‘poder’ y de ‘ganar’ son fundamentales. La implicación de todos provoca la resolución de los conflictos.

Responsabilitats penals de les persones jurídiques. Quines són i com es poden evitar

5.- Estimular la actitud positiva: la erradicación de los pensamientos negativos es clave para el desarrollo y potenciación de un equilibrio que beneficie tanto a la empresa como al trabajador.

6.- Reconocer los puntos fuertes y débiles: trabajar en grupo permite descubrir las limitaciones que cada uno tiene. A base de hablar y participar en actividades lúdicas cada persona saca lo mejor de sí misma para combatir cada circunstancia de la vida de maneras diferentes.. La libertad de expresar ideas y sentimientos así como la distribución de tareas definidas es fundamental para que cada persona se autoevalúe y, en función de sus resultados, se complemente con el de al lado.

7.- Aumentar las habilidades de liderazgo: para gestionar equipos, lidiar con el volumen de ventas y aprender a maniobrar con equipos se necesitan unas dotes especiales que servirán para inspirar a la gente que está a tu alrededor y transmitir la pasión a veces mitigada por la rutina y la opresión.

8.- Desarrollar la creatividad: generar nuevos hábitos es fundamental para aligerar la mente y potenciar la creatividad que permita una alta rentabilidad en la empresa. Para ello, algunas de las claves radica en cambiar a los compañeros de mesa o departamento cada cierto tiempo o distribuir de forma diferente los objetos que están en el despacho.

 

También puede interesarte en nuestro blog: 7 tips para ser el mejor anfitrión